domingo, septiembre 09, 2007

Emocristianos

Los protestantes, laboriosos donde los haya, con su locochon rocanrol de alabanza ya tienen emocristianos. Me preguntaba ¿de que chingados puede hablar un emocristiano en sus rolas? Angustia, definitivamente ¿Pero cual angustia? Entonces me vino a la mente el buen muchacho de kierkeegard, al cual los emocristianos consideran como el primero de ellos, prócer del angst del zeitgeist este de estar vivo y todas esas mariconadas sobre la separación y las emociones y sentimientos de los individuos cuando se enfrentan a las elecciones que plantea la vida. Si no, hagan un recuento a su bibliografía, y verán que los títulos de algunas de sus obras conformarían el perfecto tracklist de un disco de rock emocristiano.

Temor y temblor
El diario de un seductor
El concepto de Ansiedad
Las obras del amor
La crisis y una crisis en la vida de una actriz
La enfermedad mortal
Tratado de la desesperación

Por si fuera poco, las reseñas del disco de este grupito de rock emocristiano (Lifehouse) seleccionado al azar en la red, me lo comprueban:

El disco arremete con la canción elegida como primer sencillo para radio, "Spin," que en parte de la letra demuestra la misma honestidad en la búsqueda de respuestas -- reconociendo que no está todo deducido todavía -- que caracterizó al anterior álbum No Name Face y en especial al impacto "Hanging By a Moment."

"Wash" cabría perfectamente en un disco de alabanza de Delirious? o Third Day en sus días de alta energía rockera, mientras que "Sky is Falling" en tono más calmado cuestiona la seguridad que algunos sienten sobre quiénes son o dónde están, sin considerar lo más trascendente; "Estoy vivo, pero dime, ¿soy libre? / Tengo ojos, pero dime, ¿puedo ver?"

Para seguir saliendo del bajón nuevamente, "The Beginning" afirma al menos la seguridad de estar "Aprendiendo cómo vivir / A través de una vida que tengo para dar." Como pista extra en el disco se incluyen la nirvanesca "How Long" y la versión acústica de "Sky is Falling;" La primera repitiendo las dudas que quedan en el aire, pero haciendo algunas quemantes afirmaciones: "Prefiero estar equivocado que engañado / de pensar que creo / que puedo estar de pie aquí solo ... / ¿Cuánto tiempo pasará hasta que las palabras caigan a las páginas? / ¿Cuántas veces hasta que podamos decir sálvanos?"


Emocatolicos

Todos los buenos títulos están tomados, en su afan ecuménico y renovador que siempre lo ha caracterizado, como buen fanatico que es de Novus Ordo Missa en español, propone lo siguiente: que las nuevas hordas de tribus urbanas de este país sean llamadas emocatolicas, pues el Papa siempre estará necesitado de jóvenes sirvientes. Los emocatolicos se distinguirán por exacerbado misticismo, que los llevara a ser anoréxicos y melancólicos, como Santa Teresa de Avila, o vegetarianos y oscuros, cual mismo San Francisco de Asís. En lugar de cortarse los brazos, y todas esas joterías que los emos hacen, los emocatólicos llevaran estigmas orgullosamente. Dejarán de usar esas playeritas pedorras con un corazoncito y empezarán a usar playeras con el sangrante y siempre efectivo Sagrado Corazón de Jesús. Su lema será “muero porque no muero” de San Juan de la Cruz.




Vivo sin vivir en mí
Y tan alta vida espero
Que muero porque no muero.
.
En mí yo no vivo ya,
y sin Dios vivir no puedo,
pues sin él, y sin mí quedo,
¿este vivir qué será?
mil muertes se me hará,
pues mi misma vida espero,
muriendo, porque no muero.



Ora si, cinches luteranos, no la van a pelar :p

1 comentario:

Carlos dijo...

que pedo, creo que yo nunca he escuchado emo, pero es como cuando nunca has leido a Carl Schmitt pero la neta te vale verga =P